Profanan otra capilla, ahora en Jinotega

“Dios se apiade de esos corazones que no saben lo que hacen”, refirió la Diócesis de Jinotega

Capilla Jinotega
Por esta ventana ingresaron los desconocidos a la Capilla Nuestra Señora del Carmen en Jinotega. MOSAICO CSI/Cortesía

Personas hasta ahora sin identificar forzaron una ventana para ingresar a la Capilla Nuestra Señora del Carmen, perteneciente a la Parroquia Sangre de Cristo en la ciudad de Jinotega, donde profanaron el Santísimo Sacramento del Altar que estaba resguardado en el templo.

La profanación en la Capilla ocurrió la noche del 20 de julio, horas después que el obispo de la Diócesis de Jinotega, monseñor Carlos Enrique Herrera, presidió una misa de exorcismo con la oración de San Miguel Arcángel en la Catedral San Juan de la ciudad de Jinotega.

Capilla Jinotega
MOSAICO CSI/Cortesía Diócesis de Jinotega

“Dios se apiade de esos corazones que no saben lo que hacen”, refirió la Diócesis de Jinotega en una denuncia pública en la que agrega: “¡Dios mío, yo creo, adoro, espero y te amo! ¡Te pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan, no te aman!”.

Capilla Jinotega
MOSAICO CSI/ Cortesía Diócesis de Jinotega

Es el primer caso de este tipo ocurrido en la Diócesis de Jinotega. Sin embargo, en la vecina Diócesis de Matagalpa, al menos dos capillas más han sido profanadas.

En dos parroquias de Matagalpa

El sábado 14 de julio, personas desconocidas robaron el Sagrario y el Santísimo para luego lanzarlos en la calle, en la capilla San Antonio, de la Parroquia Santa Lucía, en el municipio de Darío, departamento de Matagalpa.

“Entraron directamente a cometer el sacrilegio porque no robaron otras cosas que estaban en la capilla”, relató en esa ocasión el sacerdote Vicente Martínez Bermúdez, titular de la parroquia Santa Lucía en Darío.

Mientras tanto, un grupo de personas con armas de fuego, llegaron la tarde del martes 17 de julio a la capilla Nuestra Señora de La Merced, en la comunidad La Garita, del municipio matagalpino de San Ramón, donde realizaron algunos daños y robaron dinero que había en unas alcancías.

De acuerdo con una denuncia de la Diócesis de Matagalpa, los armados llegaron al templo perteneciente a la Parroquia San Ramón Nonato, cinco kilómetros al oeste de la ciudad de San Ramón y 7 kilómetros al noreste de la ciudad de Matagalpa, donde intimidaron a quienes estaban cuidando.

Además, forzaron puertas y rompieron las alcancías. Luego fueron al sagrario y también lo forzaron con presuntas intenciones de robar el Santísimo Sacramento que, según la Diócesis, “no estaba depositado en el lugar”.

Desagravio y consagración

La Conferencia Episcopal de Nicaragua había convocado a una jornada de ayuno y oración, este viernes 20 de julio, “en desagravio por las profanaciones cometidas en los últimos meses”.

Para este sábado 21 de julio, el obispo Herrera presidirá una misa a las 4:00 p.m. en la catedral San Juan, para consagrar a Nicaragua al Inmaculado Corazón de María.

Facebook Comments