Honduras alista segundas dosis de vacunas para nicas

En noviembre aplicarán segunda dosis de vacunas contra el COVID 19 a nicas vacunados en territorio hondureño. Más de 9,750 nicaragüenses se han vacunado en las últimas seis semanas con Moderna y Pfizer en el vecino país

Honduras vacuna a nicas
De manera ordenada los nicaragüenses llegan a los puestos de vacunación en las zonas fronterizas de la región sur de Honduras. Foto La Tribuna

Después de varias semanas de largas jornadas de aplicación de la primera dosis de las vacunas, Moderna y Pfizer, donde unos 9,750 nicaragüenses se habrían inoculado en el municipio fronterizo hondureño de San Marcos de Colón, las autoridades de la Secretaría de Salud (SS) de ese país vecino se aprestan a brindar la segunda dosis en la primera semana de noviembre.

Le puede interesar: Matan a dos presuntos ladrones en El Cuá, Jinotega

Este miércoles, el número de nicaragüenses ingresando por el puesto El Espino a territorio fronterizo de San Marcos de Colón, municipio del departamento de Choluteca en Honduras, disminuyó en comparación con lunes y martes, donde más de 5,000 compatriotas nicas procedentes de Managua, Masaya, Chinandega, Matagalpa, Estelí, Somoto y Ocotal, se desbordaron en busca de las vacunas autorizadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), y que fueron aplicadas de manera gratuita.

Las autoridades de la Secretaría de Salud suspendieron este miércoles la jornada de vacunación en el puesto fronterizo de San Marcos para dar pase a la aplicación de la segunda dosis de las vacunas Moderna y Pfizer en la próxima semana. “Ya no estaremos vacunando aquí en San Marcos, únicamente en La Fraternidad. Los nicaragüenses que se quieran vacunar pueden también ir a Choluteca. Nosotros tenemos listas las segundas dosis para iniciar este mes de noviembre”, puntualizó una de las funcionarias de la SS consultada.

No confían en vacunas que el gobierno de Nicaragua impone

Otro funcionario de la Secretaría de Salud de San Marcos de Colón aseguró que unos 9,750 nicaragüenses ya se habrían puesto la primera dosis de las vacunas Moderna y Pfizer. “La gran mayoría son adolescentes y jóvenes de entre los 11 a los 27 años”, dijo nuestra fuente que prefirió omitir su nombre por no estar autorizado a brindar detalles de la jornada de vacunación contra la Covid 19 a los ciudadanos de Nicaragua.

También puede leer: Trewin rescata a los Indígenas de Matagalpa

Desde el pasado lunes se podían ver largas filas de vehículos particulares y buses realizando viajes desde las primeras horas de la madrugada desde la ciudad de Somoto, cabecera del departamento de Madriz, con rumbo a la frontera El Espino, donde el gobierno al fin decidió abrir el paso por aduanas para facilitar el ingreso de los centenares de nicaragüenses que en un  inicio cruzaban por un punto ciego, conocido como Los Lavanderos, para llegar a La Fraternidad y otros abordaron camionetas y microbuses para ir hasta San Marcos de Colón.

“Nos fuimos hasta la zona de San Francisco, entre San Marcos de Colón y Choluteca, donde había menos afluencia de personas vacunándose”, dijo don Armando José López Bucardo, habitante de Altamira en Managua, quien llegó con sus tres hijos y su esposa.

Además: Cerámica negra se extingue lentamente en Matagalpa

López Bucardo explicó que prefirió hacer esa larga travesía desde Managua a Honduras porque no confía en las vacunas que el gobierno está imponiendo, como es la Sputnik Light, rusa; ni en La Soberana o Abdala, de Cuba. “Salimos como a eso de las 4:45 de la tarde del martes del mercado El Mayoreo (Managua), donde abordamos un bus expreso que nos trajo a Somoto, en Madriz, pagando 750 córdobas de pasaje, más 200 de taxi en Managua, además de 750 por dos habitaciones en Somoto y 600 córdobas en cena. También pagamos 300 córdobas para que nos trajeran a El Espino”, detalló sus gastos, sólo de llegada al norte.

Alistan segunda dosis de vacunas

Según funcionarios de la Secretaría de Salud (SS) de Honduras, sólo el lunes y martes aproximadamente unos 5 mil a 6 mil nicaragüenses ingresaron a uno de los centros de vacunación en La Fraternidad y a cuatro más que estaban funcionando en la ciudad de San Marcos de Colón, donde las autoridades de la alcaldía, de instituciones del Estado y personas particulares repartieron alimentos elaborados, agua purificada, refrescos y hasta medicamentos para el dolor de cabeza o muscular a los compatriotas nicaragüenses que hacían largas filas.

Carlos Quiroz, funcionario de la Alcaldía de San Marcos dijo que los días lunes y martes se desbordaron los nicaragüenses por las vacunas Moderna y Pfizer. “Es lamentable y hasta doloroso ver que nuestros hermanos nicas durmieran en las aceras de las calles, bancas del parque y dentro de sus vehículos, porque sobrepasó el número de dosis programadas de las vacunas a aplicar. Eso nos duele mucho porque son hermanos centroamericanos”, explicó.

Suscríbase a nuestro Canal de YouTube

Dijo que la municipalidad de San Marcos ha estado apoyando a las autoridades de la Secretaría de Salud, para atender a todos los nicaragüenses que inicialmente estuvieron ingresando por uno de los puntos ciegos de la frontera, “Reconocemos que ahora el gobierno de Nicaragua se conmovió, y eso es bueno, de sus compatriotas que tenían que venir por trochas y pues abrió la frontera que nosotros mantenemos también abierta”, expuso.

“Según nos han dicho los de la SS ya van más de 11 mil nicas vacunados en esta zona, donde tenemos disponibles unas 20 mil dosis de Moderna y Pfizer que esperamos concluir con la segunda dosis de inmunización para con nuestros hermanos nicaragüenses”, concluyó Carlos Quiroz, funcionario de la Alcaldía de San Marcos, en Honduras.

Facebook Comments