9 acusados por masacre en Waslala

El crimen ocurrió el pasado 14 de octubre, en la comunidad El Varillal. Según la Fiscalía, las víctimas fueron obligadas a acostarse boca abajo para dispararles

Nueve hombres, de los cuales seis están prófugos, fueron acusados este sábado de asesinar a cuatro personas, el pasado 14 de octubre, en una finca de la comunidad El Varillal, 19 kilómetros al norte de la ciudad de Waslala, en la Región Autónoma de la Costa Caribe Norte (RACCN).

La Fiscalía también los acusó por el delito de portación ilegal de armas de fuego en perjuicio de la seguridad del Estado.

Sebastián Castillo Zeas, de 45 años, José Luis Díaz Hernández y Francisco Ramos Hernández, de edades desconocidas, son los únicos detenidos por el crimen que, presuntamente, cometieron por encargo.

Castillo, Díaz y Ramos enfrentaron este sábado la audiencia preliminar del proceso y la titular del Juzgado Único de Distrito Penal de Audiencias en Matagalpa, María Josefina Vázquez, admitió la acusación en contra de los detenidos e impuso la medida cautelar de prisión preventiva y giró orden de captura para los prófugos.

Vázquez programó la audiencia inicial para el próximo 8 de noviembre.

Los hechos

Guillermina Jarquín Ortega, de 51 años, y su pariente José María Jarquín Bermúdez, de 38; así como Melkis García González, de 21, quien era empleado de Jarquín Ortega; además de Valeriano Chavarría Navarrete, de 35; son las víctimas del múltiple crimen que alarmó a los habitantes de la zona.

Chavarría residía en otra comunidad y andaba de visita en la casa de Jarquín Ortega, confió una fuente vinculada con las indagaciones del crimen.

Según la acusación, ocho de los acusados llegaron a la finca de Jarquín Ortega armados principalmente con pistolas y revólveres, aunque Díaz portaba un rifle calibre 22; mientras que entre los prófugos, uno portaba un fusil Ak y otro una escopeta calibre 12.

Uno de los acusados gritó: “todos los que están afuera de la casa salgan” y, según la Fiscalía, a las víctimas las obligaron a acostarse boca abajo para dispararles.

Además de las víctimas, en la casa estaba un anciano, de 115 años, una menor de ocho años, de iniciales T.L.R., una adolescente de 13, de iniciales J.J.E.R., y un menor de dos años, de iniciales a B.M.R.O., que sobrevivieron a la masacre.

Facebook Comments