Libres por acción ilegal del Ejército

Por José Garth Medina LA PRENSA 14 DE FEBRERO DE 2015

El juez de Distrito Penal de Juicios de Siuna, Felipe Úbeda Prudo, sobreseyó a Oscar Olivas Polanco, Dixon Mendoza Chavarría y Francisco Huckler Olivas, acusados de crimen organizado, portación ilegal de armas en concurso real con delitos de almacenamiento de estupefacientes, psicotrópicos y otras sustancias controladas.

Sin embargo, hasta ayer la Policía de Siuna no entregaba a los reos.

FISCALÍA ACUSÓ CON BASE EN ILEGALIDAD
MULUKUKÚ
Soldados del Ejército llegaron dos días antes que la Policía a la finca El Tobobal en Bilwas, Mulukukú. ARCHIVO MOSAICO CSI

El Ministerio Público acusó a estas personas luego que el Ejército de Nicaragua realizó un operativo de seguridad en la comarca Bilwas, San Andrés, de Boboque y Pueblo Nuevo, donde fue allanada la propiedad de Juan Ernesto Lumbí Hernández, de mil manzanas, donde presuntamente se esconden personas que se dedican a la comisión de diferentes delitos.

Dicho allanamiento se realizó el pasado 4 de noviembre de 2014.

La Fiscalía señaló en su acusación que el Ejército de Nicaragua, al mando del teniente Ronald de Jesús Delgado Nicoya, allanó la propiedad a las 6:00 a.m. del 4 de noviembre, supuestamente para evitar fuga de los acusados.

POLICÍA LLEGÓ DOS DÍAS DESPUÉS

La Policía y su equipo técnico llegó al lugar hasta el 6 de noviembre, por lo que el juez en su sentencia señala que el grupo militar al mando del teniente Delgado Nicoya no tenía las facultades legales suficientes para allanar y registrar las tres casas ubicadas en la finca Tobobal.

El juez Úbeda Prudo agrega en su sentencia que el grupo militar no era una patrulla combinada Ejército-Policía, pero además señala que no existe disposición legal alguna que autorice a los miembros del Ejército en tiempo de paz ingresar, allanar y registrar la morada de una persona.

AÚN NO ENTREGAN A SOBRESEÍDOS

El judicial giró orden de libertad de los tres acusados, pero desde hace 15 días la Policía no los entrega.

El presidente del Tribunal de Apelaciones del Atlántico Norte, Jimmy Chang, al ser consultado sobre la negativa de la Policía, dijo que ellos (los agentes del orden público) tienen que verificar que las órdenes de libertad no sean falsificadas, pero que los van a entregar.

LA PRENSA intentó conocer la versión del jefe de la Policía, comisionado mayor Oswaldo Pérez Woo, pero este no se encontraba en Siuna y no respondió las llamadas a su teléfono celular.

Mosaico CSI

Somos una organización comunicacional líder en audiencia, alcances e incidencia. Somos la principal y más confiable fuente de información.
Compartir