Cuarto éxito de Berman y los Indígenas superan a Cafeteros

Berman Espinoza
Berman Espinoza. MOSAICO CSI

Berman Espinoza (4-1) caminó siete entradas sólidas sin permitir carreras y condujo a los Indígenas de Matagalpa a un triunfo de 6×1 sobre los Cafeteros de Carazo, la noche del viernes 13 de abril en el estadio Chale Solís, el “calpuli” de la Tribu septentrional.

El estelar de los Flecheros admitió solo dos imparables, otorgó dos boletos y abanicó a siete Cafeteros, en una gran presentación.

Shendell Benard (0-2), abridor de los Cafeteros, cargó con el revés en labor de 3.1 entradas para cuatro anotaciones.

Un golpe a Evert Andino con un out y las bases congestionadas dio la primera anotación a los Flecheros, sin embargo, Benard reaccionó abanicando a Johnny Trewin y Yervin Valdivia.

Fausto Suárez con un sencillo produjo el 2×0 en la segunda entrada que pudo ser más productiva.

En la cuarta entrada, Daniel Hernández remolcó dos con un imparable, ampliando la ventaja local a 4×0; mientras que en el sexto, Jean Franco Flores con un sencillo y Evert Andino, con elevado de sacrificio, impulsaron una cada uno para mover el marcador a 6×0.

Mientras los Indígenas atacaban, Berman estaba intransitable y su único contratiempo fue en la cuarta entrada, afectada además por un corte de energía eléctrica.

Tras un out, Henry Chávez ligó sencillo y Jilton Calderón recibió base gratis. Lenín Aguirre falló en escogencia y Ernesto Campos negoció boleto, pero Yasmil Hernández fue dominado por el espigado lanzador de la Tribu.

En el octavo inning, debutó con los Indígenas el zurdo Daniel Roque, haciéndose cargo del montículo. Un boleto a Diosmar Narváez abriendo tanda más un par de balks (movimientos ilegales), fueron incidentes en que Carazo le marcara una rayita al joven lanzador de los Indígenas.

Calderón recibió base de Roque abriendo la novena entrada y Jesús Centeno llegó a retirar a los últimos tres bateadores en rodados al cuadro.

Fue el primer triunfo de Starling Soto, quien asumió las riendas de Matagalpa como manager.

Antes de este partido, Matagalpa y Carazo se habían enfrentado 44 veces desde que empezó la nueva etapa de los Pomares en 2009 y han tenido una especie de dominios cíclicos y recíprocos.

Los Indígenas, por ejemplo, ganaron por barridas las series de 2014 y 2015, para acumular ocho victorias seguidas. Pero, entre 2016 y la primera ronda de 2017, los Cafeteros ganaron ocho de 12 juegos, mientras nivelaban 2-2 en la segunda vuelta para un balance global de 23-21 hasta el año pasado.

Los Indígenas asestaron un súper nocaut de 15×0 en el último desafío el 30 de julio de 2017.

Comenta esta noticia