Crisis venezolana será analizada este viernes por el Consejo Permanente de la OEA

La cita, convocada a petición de Argentina, Brasil, Estados Unidos, México, Panamá y Santa Lucía, será a las 10:00 hora del este (15:00 GMT) en la sede del organismo en Washington DC. Ocurre después que el régimen chavista propusiera adelantar las elecciones legislativas junto con las presidenciales el 22 de abril, que la oposición califica de "fraudulentas"

Consejo Permanente OEA
Una sesión del Consejo Permanente de la OEA en Washington, Estados Unidos (@OEA_oficial)

El Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA) convocó para el viernes una sesión extraordinaria para analizar la crisis política en Venezuela, informó el organismo en un comunicado.

La cita, convocada a petición de Argentina, Brasil, Estados Unidos, México, Panamá y Santa Lucía, será a las 10:00 hora del este (15:00 GMT) en el Salón Simón Bolívar de la sede del organismo en Washington DC para “considerar el proyecto de resolución sobre los últimos acontecimientos en Venezuela”.

Hasta ahora el intento de la OEA de aprobar medidas sobre Venezuela fracasó debido al bloqueo de los países caribeños.

La decisión de convocar el Consejo Permanente ocurre después que Nicolás Maduro respaldara la propuesta del chavismo de adelantar las elecciones legislativas junto con las presidenciales el 22 de abril, una decisión que la oposición calificó de “golpe de Estado contra el Parlamento, el único órgano no controlado por la dictadura.

En este sentido, el secretario general de la OEA, Luis Almagro, pidió este martes a la comunidad internacional que imponga nuevas sanciones, “más amplias y fuertes”, al régimen venezolano al que acusó de ser “una amenaza para la paz y la seguridad internacional”.

Luis Almagro
Luis Almagro, secretario general de la OEA

El funcionario también se refirió a la posibilidad de una reelección de Nicolás Maduro en los comicios.

“La sanción más terrible para el pueblo venezolano serían seis años adicionales de represión y dictadura, de hambre, de enfermedad y de privación de sus derechos humanos”, aseguró ante la audiencia en su discurso de apertura de la Cumbre de Ginebra

La oposición, reunida en la Mesa de Unidad Democrática, considera las elecciones “fraudulentas”: anunció que no participará a la cita electoral, aunque dejó abierta la puerta a acudir si el régimen ofrece garantías de un proceso libre y transparente.

A la crisis interna se sumó el creciente aislamiento del régimen en el frente internacional, tras la decisión de Perú de retirar la invitación a Nicolás Maduro a la Cumbre de las Américas, una decisión respaldada por los doce países del Grupo de Lima y por Estados Unidos.

El Grupo de Lima justificó su veto al considerar que la ruptura de la democracia constituye un “obstáculo insuperable” para la participación de un estado a la cita política más importante del continente.

Comenta esta noticia