TEGUCIGALPA- Domingo, 15 Marzo 2015 23:00

Al menos 200 cuatreros armados procedentes de una comunidad fronteriza de Nicaragua invadieron territorio misquito hondureño, donde despojaron de ganado, la cosecha de arroz y se llevaron a varios pobladores, informaron a una cadena radial capitalina habitantes de esa zona del país.

En la línea fronteriza del Río Wans Coco o Segovia, se produjo la incursión de los cuatreros nicaragüenses. Tiempo
En la línea fronteriza del Río Wans Coco o Segovia, se produjo la incursión de los cuatreros nicaragüenses. Tiempo

La incursión de los cuatreros nicaragüenses ocurrió el sábado en horas de la mañana en la aldea Corinto, perteneciente a Puerto Lempira, según el reporte radial.

Los 200 hombres a se llevaron unas 300 cabezas de ganado y los víveres, principalmente el arroz que se produce en la Mosquitia, detalló un regidor de la alcaldía de Puerto Lempira, únicamente identificado como Chindo.

El reporte que brindó el edil de Puerto Lempira, indica que los bandidos procedían de la comunidad de Waspan, que pertenece al municipio de Zelaya, de la República de Nicaragua.

El informante manifestó que es un grupo armado nicaragüense  que no quieren ver a la gente trabajando en esa zona y “ellos siempre permanecen armados en porque antes había guerrilla y ellos quedaron con armas”.

“El alcalde se movió al lugar de los hechos y regresó con los militares que se encuentran en Puerto Lempira, no hicieron nada porque la gente sigue armada”, destacó Chindo.

Mientras que otro vecino de nombre Juan Ochoa, en la comunidad El Naranjo de Andrews, en comunicación con la radio capitalina manifestó “estamos cuidando la casita porque la gente de Nicaragua nos está robando el ganado”.

“El ambiente es turbio, ayer (sábado) vinieron unos coroneles y no dejaron elementos aquí y la gente del otro país se está metiendo a robar en estos momentos (2: 30 de la tarde)”, detalló el vecino de la Mosquitia.

“Son más de 200 elementos, lo que necesitamos es gente (militares), le pedimos al ministro (de defensa o de seguridad) que envíe gente acá”, manifestó el vecino de El Naranjo.

“Ahorita vamos a enfrentar a esa gente, estamos consiguiendo armas, nos vamos a matar con ellos, ya que el gobierno no hace nada, algunos de nosotros estamos armados”, sentenció Ochoa.

RABADO
800 sacos de arroz, 300 cabezas de ganado, todo lo que había en las casas y una gran cantidad de maíz se llevaron los nicaragüenses de la comunidad de Corinto. Los vecinos no se opusieron porque los hombres andaban armados con AK-47, escopetas y R-15.

Fuente: Tiempo de Honduras